Inicio Destacados Regulación y nuevos emisores, los retos del mercado de tarjetas de prepago...

Regulación y nuevos emisores, los retos del mercado de tarjetas de prepago en Chile

Fuente: EbankingNews

Hoy las cajas de compensación están más cerca de lograr convertirse en ente emisor de tarjetas y actores del mercado proponen normativas a nivel regional para desentrampar el tema.

La Ley de Medios de Pago, que entró en vigencia en noviembre, abrió las puertas a la aún poco desarrollada industria del prepago para empresas, entre las que figuran tarjetas virtuales bancarias, startups fintech y cajas de compensación.

Democratizar el acceso al crédito a personas que no lo tienen en el sistema tradicional. Con ese objetivo nacieron hace cerca de una década las tarjetas de crédito de prepago y que en Chile operan desde fines de 2014. A tres años de su aterrizaje en el país y tras la entrada en vigencia de una  Ley de Medios de Pago, los actores en este mercado se multiplican y Chile comienza a liderar el proceso en la región.

Durante el último trimestre de 2014, fue Finciero, seguido por The Pay Solutions, quienes dieron el puntapié inicial en materia de medios de prepago, no estando exentos de problemas con entidades emisoras y fiscalizadoras locales. Pese a ello, el panorama ha cambiado y hoy actores como las cajas de compensación, metro y hasta los bancos son parte de ese fenómeno, que asegura un pago previo por parte del usuario.

El cambio, que supone una mayor competencia en un mercado que hasta ahora era únicamente operado por los bancos, abre oportunidades en términos tecnológicos. Así lo ha entendido Bci y en 2017 anunció el lanzamiento de MACH, una aplicación que permite tener la primera tarjeta de crédito de prepago online de la banca chilena.

Se trata de una funcionalidad de la aplicación, que introduce al país la primera tarjeta de crédito prepago online. Esta nueva funcionalidad de MACH permitirá realizar compras internacionales y electrónicas, incluyendo fuertes aplicaciones pagadas como Netflix, Spotify, Aliexpress, Amazon y todas las que necesiten una tarjeta de crédito para activarla o realizar pagos.

“Esta tarjeta no tendrá costos de mantención ni comisión por compras. El costo de la compra se convierte de dólares a pesos chilenos y ese monto se descuenta del saldo MACH”, explica Sebastián Robles, gerente de Innovación de Bci.

El ejecutivo agrega que con Mach representa un hito, ya que se convierten en el único banco en lanzar una tarjeta de crédito prepago, que es 100% virtual, con cargas que se pueden transferir de cualquier cuenta bancaria.

¿Sus utilidades? Se puede utilizar en cualquier compra internacional donde se requiera una Visa y más adelante se podrá utilizar en distintos centros comerciales o retails, tal como ocurre con otras  tarjetas del mismo tipo, pero de empresas externas.

Regulación

Para Alejandro Máximo, fundador y CEO de Welten, tarjeta de prepago, el panorama de estos medios de pagos es aún difuso debido a las regulaciones locales. De hecho, startup ha estado en periodo de stand by en la emisión de nuevos productos debido al mismo tema.

“Es complicado porque como hay tanto cambio en la regulación tanto chilena como internacional, hay un poquito de incertidumbre en cuanto a las fechas de cuándo vamos  volver a operar, estamos a la espera de humo blaco”, explica Máximo.

Agrega que las regulaciones que hay actualmente son de origen europeo, norteamericano, las cuales podrían servir de base para el mercado chileno. Pero, ¿cómo solucionar el problema de la regulación? Para el ejecutivo, una de las alternativas radica en la creación de una norma que agrupe a varios países.

“Debería haber una regulación regional,  porque para allá apunta el desarrollo de la tecnología y debemos ponernos al día, porque estamos al menos 20 años retrasados respecto a Europa”, afirma y añade que es necesario sumarle importancia al tema a nivel parlamentario, así como también asociarse con otras entidades emisoras, para no seguir quedando atrás.

A nivel de avances, en tanto, el actual gobierno aprobó un proyecto que permite a las entidades no bancarias -como Metro y las cajas de compensación- emitir tarjetas de prepago, no obstante, el texto no incluyó la recomendación del TDLC de abrir el mercado de pagos con tarjetas, eliminando el monopolio de Transbank. De este modo, según consignó Diario Financiero en enero pasado, el nuevo gobierno evalúa una indicación sustitutiva a este proyecto -que está en primer trámite en el Senado y sin avance desde 2016- para incorporar las propuestas del tribunal.

A ello se suma que la Unidad de Análisis Financiero (UAF), a fines de marzo, puso en una circular dirigida a los emisores y operadores de tarjetas de prepago, que establece que los actores deberán implementar Sistemas Preventivos Antilavado de Activos y contra el Financiamiento del Terrorismo.

En este marco de discusión, las cajas de compensación podrían ser parte de la nueva ola de emisores de tarjetas prepago y hoy ya están mucho más cerca de conseguirlo. En diciembre de 2017, Caja Los Héroes anunció que buscaría emitir su propia tarjeta de prepago dentro de los primeros tres meses del próximo año y en abril pasado, la Superintendencia de Seguridad Social le dio luz verde para operar con tarjetas de prepago, acercando así la realidad del nuevo ente emisor.

Ahora, para la concreción del hecho, sólo falta la aprobación de la Superintendencia de Bancos e Instituciones Financieras (SBIF).