El secreto de crecimiento de los 15 gigantes de la banca

Nicolás-Deino.png

Por Nicolás Deino, Director Ejecutivo para la Industria Financiera de Accenture Chile

Los 15 principales gigantes de la banca mundial están generando sus ingresos y beneficios combinados a un ritmo que está muy por encima del rendimiento medio de sus competidores. Es más, estos grandes «bancos ganadores» están aprovechando sus grandes inversiones en tecnologías digitales para ayudar a acelerar su crecimiento. El éxito de estos gigantes mundiales ofrece valiosas lecciones para otras instituciones financieras, especialmente para los bancos con presencia en mercados en desarrollo. 

Como demuestran nuestros datos, está surgiendo una gran brecha entre los gigantes bancarios mundiales y las otras 35 instituciones que componen los 50 principales bancos del mundo. El grupo de los 15 líderes del sector está aumentando su rentabilidad y capitalización bursátil por delante de los resultados combinados de los demás grandes bancos mundiales. 

Los líderes locales pueden emular alguno de estos éxitos aumentando sus ingresos y su rentabilidad adoptando algunos de los modelos de negocio y las estrategias tecnológicas aplicadas por los 15 principales gigantes mundiales.

Veamos en qué ámbitos los grandes bancos ganadores están utilizando modelos de negocio innovadores y tecnologías digitales avanzadas para ayudar a impulsar el crecimiento de los ingresos. 

Gestión de activos y patrimonios: Después de transformar gran parte de su negocio minorista utilizando servicios en la nube como la banca como servicio (BaaS), Morgan Stanley, MUFG y otros bancos avanzados están utilizando estas tecnologías para revisar sus actividades de gestión de activos y patrimonios. Los ingresos en este ámbito se dispararán en los próximos años. 

Banca digital: Varios grandes bancos han lanzado con éxito negocios de banca digital para competir con una serie de neobancos de rápido crecimiento. BBVA y Standard Chartered, por ejemplo, están utilizando sus canales digitales para ofrecer una gama de productos bancarios sencillos y de bajo costo. La rápida aceptación de estos productos, especialmente entre los consumidores jóvenes, pronto proporcionará a los grandes bancos nuevas fuentes de ingresos.  

Banca transaccional: Los grandes bancos están utilizando sus infraestructuras tecnológicas para ofrecer servicios de terceros a los clientes corporativos. Goldman Sachs, por ejemplo, está utilizando APIs (interfaces de programación de aplicaciones) en su plataforma de banca transaccional para ofrecer a sus clientes corporativos acceso a una amplia selección de funciones bancarias.  

Trade Finance y Cadena de Abastecimientos: Varios bancos líderes, como HSBC y Standard Chartered, están trabajando con proveedores de servicios en la nube y empresas fintech para ofrecer a las pequeñas empresas el procesamiento de transacciones financieras en cloud. Sus ofertas se dirigirán inicialmente a la financiación asociada al comercio exterior y la cadena de suministro. Pero es probable que se amplíen para incluir otros servicios bancarios. 

Prestación de servicios tecnológicos: La tecnología digital se ha convertido en algo tan crítico para el éxito de los bancos ganadores que algunas de estas grandes instituciones se están reconfigurando como empresas tecnológicas. JPMorgan Chase, por ejemplo, tiene previsto gastar 12.000 millones de dólares en tecnología este año y se considera un «disruptor tecnológico». Al reconfigurarse como empresas tecnológicas, en lugar de instituciones bancarias tradicionales, los bancos ganadores pueden comercializar sus servicios financieros intensivos en tecnología de forma más eficaz. También pueden reforzar su contratación y retención de las escasas competencias tecnológicas. Los bancos del mercado en crecimiento DBS Bank de Singapur y Siam Commercial Bank de Tailandia ya se han transformado en empresas tecnológicas. Otros les seguirán pronto. 

Innovación tecnológica: Los grandes bancos ganadores, como JPMorgan Chase, HSBC y Goldman Sachs, han empezado a invertir en tecnologías emergentes como la computación cuántica, la inteligencia artificial responsable (RAI) y las aplicaciones Web3/DeFi. Estas primeras inversiones darán a las grandes instituciones una ventaja a la hora de integrar estas tecnologías innovadoras en sus aplicaciones y productos bancarios. 

Los 15 grandes bancos mundiales han demostrado cómo puede aplicarse la tecnología digital para crear nuevas oportunidades de negocio y ayudar a aumentar los ingresos y el crecimiento de los beneficios. Los bancos más pequeños no tienen por qué quedarse atrás. Al concentrar sus recursos tecnológicos en sectores en los que pueden obtener una ventaja competitiva, pueden asegurarse nuevos mercados y ayudar a reforzar los ingresos y mejorar la rentabilidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

scroll to top