Inicio Noticias Tendencias móviles: lo que viene para el 2014

Tendencias móviles: lo que viene para el 2014

Compartir

La empresa especializada en ofrecer servicios de banca móvil, Tedexis, considera que el 2014 estará marcado por el uso de relojes inteligentes y los pagos móviles.

Nuevos desarrollos y una constante evolución seguirán siendo la norma en el año 2014. Esta evolución trae  nuevos desarrollos de software y dispositivos, mediante los cuales nos conectaremos al mundo digital.  Sin embargo, un nuevo segmento tecnológico comenzará a irrumpir en el mercado, cambiando algunos paradigmas y abriendo nuevas aristas usos en aplicaciones móviles.

Uno de los dispositivos que viene ganando terreno son los llamados “smartwatch” o relojes inteligentes,  que además de darnos la hora, nos permiten realizar llamadas, realizar pagos o gozar de algunas funcionalidades de productividad y entretenimiento.

Otro de los dispositivos que ha incursionado en el mercado de manera disruptiva es el Google Glass, anteojos con una pantalla miniatura que permiten estar conectados, acceder a aplicaciones, y ser manejados con comandos de voz. Android es quien ha dado pasos más firmes en esta tendencia, ubicándose en la vanguardia en la exploración de estos dispositivos “del futuro” que comenzaremos a ver de manera más comercial en el 2014.

Una de las tendencias que continuará con un crecimiento sostenido es  la llamada “segunda pantalla’, es decir, estar conectado con algún dispositivo (laptop, tableta o teléfono inteligente) mientras se mira la televisión, con el fin de enriquecer dicha experiencia.

Dos de los usos principales de esta segunda pantalla son la búsqueda de información adicional a lo que se está viendo en la TV, y el hecho de compartir o seguir información en las redes sociales, sobre todo en eventos en vivo como deportes, concursos, espectáculos o eventos noticiosos. Otro elemento importante del uso de la segunda pantalla es la oportunidad de promocionar productos y servicios que son vistos en programas de TV, permitiendo compartir mayor información de dichos productos, e incluso habilitar la compra inmediata.

El advenimiento de estas tecnologías y usos ofrecerá las condiciones propicias para una real convergencia de soluciones e información que permita realizar una verdadera inteligencia de mercado, con cada vez más servicios en la nube, descifrando en tiempo real lo que hacemos, qué información consumimos y compartimos, y cómo esto nos permitirá conocer mejor a nuestras audiencias.

Por lo tanto, será clave comprender el contexto social de las empresas y cómo se interrelacionan con sus clientes, entendiendo mejor sus necesidades y utilizando la mayor cantidad de data disponible para satisfacerlas.

Uno de los principales impulsores de estas tendencias es la capacidad de convertir realmente el dispositivo móvil en un medio de pago, y aunque ya van un par de años de evolución constante y sólida en esta materia, y habiéndose resuelto los aspectos técnicos y en muchos casos regulatorios, le llegará el turno a la capacidad de poder generar modelos de negocio sostenibles y disruptivos que permitan finalmente la masificación de los pagos móviles a través de una adopción en la cotidianidad de los usuarios y comercios.

Alta velocidad de conexión, y el incremento en el uso de teléfonos inteligentes tendrán una fuerte implicancia en la manera en que las marcas se comuniquen con sus clientes.

Del mismo modo, los generadores de información, así como las marcas, están optimizando sus contenidos para que se adapten a múltiples pantallas y poder gozar de los beneficios del canal móvil, así como explorar nuevas vías de bancarización.

Nuevas tendencias seguirán apareciendo en el ámbito de las Redes Sociales, los pagos móviles, la publicidad, la convergencia de aplicaciones y Data, pero sin lugar a dudas, el dispositivo móvil será el habilitador de estas tendencias.