Inicio Noticias Un tercio de las Fintech latinas, tienen a una mujer como fundadora...

Un tercio de las Fintech latinas, tienen a una mujer como fundadora o en equipo fundador

Por: Christian Von der Forst

Porcentaje se encuentra muy por encima del 7% aproximado que se tiene como promedio mundial.

¿Cómo intervienen las mujeres en la consolidación de la industria Fintech, tanto como fundadoras, emprendedoras y participantes en general? ¿Cómo puede esta industria servir mejor a las mujeres como consumidoras de estos servicios en Latinoamérica? Son algunas de las preguntas que se pretende responder en el informe Fintech en América Latina 2018, desarrollado por el BID y Finnovista.

Respecto de lo primero, alrededor de un tercio de las empresas Fintech en la región, tienen a una mujer fundadora o a una mujer en el equipo fundador, muy por encima del promedio mundial que se ubica en torno al 7%.

México, Colombia y Brasil aglutinan el mayor número de Fintech fundadas por mujeres en Latinomaérica, aunque en proporción a su población, Uruguay lleva la delantera con el 47,4% del total en su país, Perú con el 45,2% y Colombia con el 42,6%.

Chile no figura destacado en ninguno de estos ítems. Ángel Sierra, director ejecutivo de FinteChile señala que de las 30 empresas que forman parte de la organización, solo una tiene a una mujer como cofundadora, cosa que no cambia en demasía en el resto de las empresas Fintech del país.

“La característica de estas empresas Fintech en las que participan mujeres tienen su foco en potenciar la inclusión financiera, buscando dar un servicio a consumidores y pymes subatendidas o excluidas del sistema financiero, ya sea por costos, trabas burocráticas y elevadas tasas de interés de las instituciones financieras tradicionales”, dice Mario Fernandez, CEO de Gosocket Corp, empresa que entre sus servicios, ofrece Anticipos, solución que permite el pago anticipado de una factura electrónica emitida, sin requerir líneas de créditos, ni contratos, entre otras facilidades.

“La disrupción del Fintech en la democratización de servicios financieros es limitada por la falta de mujeres en los puestos de liderazgo. Tenemos que ser protagonistas ya que, siendo consumidoras, contamos con una perspectiva única del negocio y de las necesidades del cliente”, dice Johana Posada, fundadora de Elevar Equity.

Mujeres en los equipo y como usuarias

Se ha demostrado que las mujeres atraen la diversidad a sus equipos, más que los hombres, lo cual no solo está correlacionado con un mejor desempeño de las empresas, sino también con el entendimiento de las necesidades de sus usuarios finales.

En América Latina, el 30% del personal que trabaja en empresas Fintech son mujeres, aunque solo el 11% de ellas tienen el 50% o más de mujeres trabajando en sus equipos, existiendo mayor presencia allí donde lógicamente la mujer es la fundadora.

Respecto a las mujeres como usuarias de servicios Fintech, el informe del BID señala que éstas necesitan una amplia gama de ellos: no solo el acceso a una cuenta bancaria, sino también de crédito, ahorros, mecanismos de pago, seguros, entre otros. “Existe amplia evidencia, por ejemplo, que sugiere que el acceso a productos de ahorro adecuados, es una forma prometedora de mejorar el empoderamiento y la productividad económica de las mujeres, brindándoles más control y privacidad para administrar sus recursos”, señala.

“Además, los canales digitales, especialmente pagos, les permiten ahorrar tiempo y dinero, lo que es clave por sus mayores limitaciones de horario y movilidad, debido a una responsabilidad mayor que asumen en torno al hogar”, dice Juan Miguel Tirado, Director Regional de Marketing de Gosocket.

A pesar de los esfuerzos por aumentar la inclusión financiera, se estima que el 35% de las mujeres en el mundo todavía no tiene una cuenta bancaria. “Pero bien sabemos que las mujeres requieren más que eso. Además, necesitan instrumentos financieros formales como el crédito y el ahorro”, añade.