Inicio Innovaciones “Todo Como Servicio”: Tendencia “XaaS” Facilita la Agilidad del Negocio como Clave...

“Todo Como Servicio”: Tendencia “XaaS” Facilita la Agilidad del Negocio como Clave Competitiva

Hoy, martes 8 de septiembre en el 7º Foro Level 3 en Santiago, se analizará cómo XaaS es sinónimo de un rápido time-to-market de las soluciones de TI, de costos flexibles y mayor escalabilidad.

Compartir

Una alta flexibilidad para afrontar los avatares del mercado y una mayor agilidad para responder a nuevos desafíos competitivos, así como innovar permanentemente, pero sin las trabas de antaño es el nuevo rostro que las Tecnologías de la Información presentan hoy en las empresas, gracias a la consolidación de un conjunto de nuevos servicios tecnológicos basados en la nube.

Esta “megatendencia” ha sido impulsada a tal escala y tan exitosamente que hoy se habla de XaaS (X as a Service) o “Todo como un Servicio”, como una forma de graficar la importancia de este modelo de servicios, que van desde el software y el hardware hasta la administración de parte o toda la infraestructura de TI, e incluso se expanden hacia procesos de negocios completos.

“La transformación de las TI en servicios ha sido un factor disruptivo tanto para las empresas como para la propia industria tecnológica”, afirma David Iacobucci, gerente de ventas de Level 3 en Chile. “El paso de un modelo centrado en la venta de software y hardware a uno basado en los servicios es una transformación muy relevante, en donde los clientes se favorecen al tener unas TI a costos más flexibles y que se vinculan más estrechamente con sus estrategias, procesos y ciclos de negocios. Es una cuestión de agilidad”, subraya.

La Nube Como Pilar

El ejecutivo explica que ha sido la consolidación del Cloud Computing el eje fundamental que ha permitido que las TI puedan ofrecerse hoy como servicios 100% confiables. “La nube brinda la plataforma para romper las barreras tradicionales del data center clásico, ayudando a que muchas organizaciones puedan acceder hoy a aplicaciones más avanzadas, y a capacidades de almacenamiento y procesamiento de datos que hasta hace poco eran totalmente impensadas o inalcanzables para ellas, y que año a año les planteaban nuevos retos presupuestarios”.

Iacobucci sostiene que la tendencia SaaS (Software como Servicio) fue la primera en consolidarse, seguida en el último tiempo por otros servicios, los que constituyen, de hecho, la base del crecimiento de los servicios Cloud, a nivel global. “Al SaaS, que ahora ha sido llevado a aplicaciones de misión crítica inclusive, se suman, como principales, los conocidos como Infraestructura como Servicio (IaaS) y Plataforma como Servicio (o PaaS)”. Según IDC, el crecimiento de los servicios basados en la nube en conjunto representarán este año alrededor de 118 mil millones de dólares.

El Gerente de Ventas de Level 3 en Chile comenta que ya no es extraño que las empresas externalicen aplicaciones y servicios de TI puesto que se trata de un cambio de visión. “SaaS y PaaS significaron para las empresas la posibilidad de liberarse de los contratos por licencias de software y dejar de lado el costoso desarrollo propio, atreviéndose a confiar en un proveedor que les brinde las garantías y niveles de servicio que requieren. Esa necesidad está llevando a muchas organizaciones a adoptar también servicios de infraestructura, que les permiten aumentar sus capacidades de cómputo, almacenamiento y procesamiento, incluso en modalidad bajo demanda”, agrega.

Suma y Sigue

Para el ejecutivo, la denominación XaaS viene a refrendar el auge que seguirán tomando los servicios externalizados, ya que se irán ampliando a múltiples áreas dado sus beneficios. “Tenemos que considerar que el universo de empresas que pueden acceder a TI más avanzada aumenta gracias a estos servicios y que, además, les permiten reducir costos por administración, licencias y mantenimiento, entre otros factores, dotando a la organización de una capacidad para escalar de manera flexible, reducir el time-to-market de nuevas aplicaciones o servicios de TI y contar con mayor agilidad para reaccionar ante cualquier eventualidad del mercado, temas realmente sustantivos”, enfatiza Iacobucci.

Pero eso no es todo, porque el Gerente de Ventas de Level 3 en Chile afirma que la tendencia XaaS está incorporando rápidamente nuevas áreas, debido a que las empresas han dejado de lado viejas aprensiones para optimizar procesos y aprovechar las economías de escala que ofrece un proveedor externo. “Existen áreas como la seguridad de la información (SECaaS), que permite a las empresas tener a la nube como un aliado para resguardar sus datos y aplicaciones. Algo similar sucede con áreas como la recuperación ante desastres (DRaaS), que permite recuperar datos, aplicaciones e infraestructura con servicios Cloud para asegurar la continuidad operativa del negocio”, comenta.

Iacobucci agrega que las comunicaciones como servicio (CaaS) facilitan a las empresas contar con acceso a información en tiempo real en cualquier dispositivo y lugar, eliminando las complejidades asociadas a la diversidad de plataformas. “En cuanto a la gestión de los servicios de TI la tendencia MaaS (Management as a Service) asoma como una alternativa emergente para que las organizaciones puedan administrar sus ambientes de TI, por lo que se prevé que cada vez serán menos las soluciones on-premise”, afirma.

Esta evolución, a juicio del ejecutivo, se refleja dentro de la tendencia XaaS en la que se denomina como “BaaS” (Business as a Service), que apunta a brindar a las empresas la posibilidad de llevar a la nube incluso alguna división del negocio o parte de sus procesos de negocios, a partir de un conjunto de servicios de TI externalizados. “Estamos hablando de la tercerización parcial o total de ciertos procesos de negocios, los cuales mejoran, mientras se reduce la tradicional costosa inversión en la implementación de infraestructura, tal como su complejo mantenimiento. En otras palabras, XaaS, como conjunto, nos habla de un nuevo nivel evolutivo para que las organizaciones puedan centrarse cada vez más en su negocio e innovar, exigencia que hoy se constituye como un requisito básico para competir”, concluye Iacobucci.