Inicio Noticias Sistema de pagos de EE.UU. no cumple con las necesidades de la...

Sistema de pagos de EE.UU. no cumple con las necesidades de la economía digital

Compartir

La Reserva Federal y el Congreso de los EE.UU. necesitan con urgencia cubrir un vacío de orden público en la infraestructura de pagos nacional, para mantenerse al día con los cambios en la economía digital, según un ex alto ejecutivo de la Reserva Federal.

En un documento entregado la semana pasada en una cumbre de pagos, organizado por la Fed de Kansas City, Bruce Summers – un funcionario de carrera en la Reserva Federal hasta su jubilación en 2007 – lamentó la falta de liderazgo público en la industria de pagos de EE.UU.

Tomando en cuenta el fracaso de los EE.UU. para desarrollar un mecanismo para la transferencia inmediata de fondos (TIF), como el rápido esquema de pagos del Reino Unido, Summers señaló que ni la Reserva Federal, ni prominentes organizaciones del sector privado tienen “el interés o la capacidad ” para liderar el desarrollo del sistema de pagos en la era digital.

“La idea es que la información digital del dinero en tránsito pueda ser procesado de inmediato, lo que no ha sido bien aceptado por la industria bancaria”, dice. “La mayoría de los patrocinados por planes de pago de un Banco dependen de los sistemas de compensación y liquidación que están diseñados alrededor de procesamiento por lotes y liquidación diferida, y estos acuerdos de compensación y liquidación se nutren en lugar de ser rediseñados en torno a un continuo, a un procesamiento en tiempo real.”

Sin un impulso desde el sector privado y la Reserva Federal que evite efectivamente mantenerse al margen, puede que el Congreso sea quien señale el camino, como lo hizo hace 35 años cuando creó la Comisión Nacional de transferencias electrónicas de fondos, que ha guiado a los sistemas de pagos de Estados Unidos en los acontecimientos de las últimas décadas.

Por el momento, el Congreso parece estar más interesado en el seguimiento de los problemas de seguridad en torno a sistemas móviles de pago, mientras que podría ser mejor aprovechado con la adopción de un regreso a lo básico desconociendo toda la infraestructura nacional de pagos.

En conclusión, Summers recomienda un plan de acción de cuatro etapas, incluyendo la clarificación del papel de la Fed en el desarrollo del sistema de pagos, la creación de una nueva comisión nacional sobre innovación en el sistema de pagos, la realización de una evaluación de referencia de la aplicación de intercambio de información nacional y los procesos de liquidación y infraestructura de apoyo al término inmediato de los pagos digitales, y el desarrollo de una Carta Orgánica de los Bancos cuyo propósito especial sea  para los proveedores no bancarios de servicios de pago especializados.

 Recordemos que, por ejemplo, en Chile existen las transacciones en línea desde hace más de 4 años y  su CCA es el que hace las transferencias en línea en el mercado Chileno.