Inicio Noticias Los bancos argentinos, lejos de la tecnología que manejan en la región

Los bancos argentinos, lejos de la tecnología que manejan en la región

La banca electrónica está atrasada en cuanto a los servicios en línea que ofrece a sus clientes.

Compartir

El sistema bancario en Argentina está “más rezagado” que el de otros países de la región en materia de adopción de tecnologías para la interacción con el usuario.

La expansión de los smartphones ha empujado a los bancos a la adopción de herramientas tecnológicas que permitan a los clientes realizar opera­ciones sin tener que ir a una sucursal.

Aunque en el último tiempo se observa una mayor “conciencia” del sector privado de la importancia de invertir en estas cuestiones, en Argentina el tema está demorado.

En el marco del Congreso de Tecnología para el Negocio Financiero días tras, el ejecutivo de una de las empresas que brindan aplicaciones y servicios informáticos para el sector bancario, Juan Bello, explicó que en la región “la banca argentina está más rezagada, pero este año se ve una mayor conciencia del capital privado para cuidar la experiencia del usuario”.

Aseguró que la tecnología bancaria de Chile y Colombia es la más consolidada de la ­región.

“Una de las principales razones por las cuales las personas deciden cambiar sus ahorros de un banco a otro tiene que ver con su experiencia como usuarios, y en un 67 por ciento de los casos la facilidad y seguridad de las operaciones en línea es el factor fundamental que define a qué entidad financiera pasarse”, dijo el especialista.

Hacia dónde van

Bello señaló que la tendencia es ir “hacia una bancarización alrededor de la experiencia del usuario con el móvil como pieza central”.

La banca 3.0 apunta a que “la relación de las personas con los proveedores de servicios financieros sea más ágil y gratificante”. Entre otras cosas, Argentina sufre el freno a las importaciones impuestas por el Gobierno nacional.

Para tener en cuenta

Experto en línea. Consultado por el nivel de seguridad que ­exige esta industria, el ejecutivo Juan Bello remarcó: “No sacrificamos la seguridad de la operación en pos de la facilidad de uso, sobre todo en dispositivos móviles”.

Consejo de Bello. “Sí, aconsejamos a los clientes no guardar ­información en el dispositivo móvil”, por los riesgos que correrían las cuentas bancarias si se pierde o le sustraen el teléfono en un arrebato callejero.

Recomendaciones hacia ­futuro. También recomendó “mantener actualizada la configuración de seguridad” tanto del acceso a la cuenta (usuario y contraseña) como la contraseña del teléfono inteligente que maneja el cliente bancario.