Inicio Noticias La Caixa negocia la implantacion en Chile del modelo español de caja...

La Caixa negocia la implantacion en Chile del modelo español de caja de ahorros

Compartir

 

ElPais: La Caixa quiere seguir los pasos del Grupo Santander y el BBVA en Chile, donde dominan el sector bancario. Los máximos ejecutivos de la tercera entidad financiera de España, con su presidente, Ricard Fornesa, y los directores generales, Isidre Fainé y Antoni Brufau, al frente, se entrevistarán mañana con el presidente de Chile, Ricardo Lagos, para implantar en el país andino un modelo de caja de ahorros similar al español. La entidad que se crearía en Chile buscaría socios entre universidades, organismos empresariales, sindicatos o colegios profesionales.

 

Un equipo de colaboradores de La Caixa lleva ya trabajando desde hace varios meses en Chile para encontrar la mejor fórmula para que la entidad pueda implantarse en el país andino con el propósito de crear una nueva institución financiera a nivel nacional, según fuentes de La Caixa. La legislación chilena está pensada únicamente para bancos, que deben constituirse como sociedades anónimas. Para el caso de instituciones financieras extranjeras, la normativa especifica que “deberán contar con la autorización previa del organismo fiscalizador del país en que esté constituida su casa matriz”, en este caso, del Banco de España.

 

Un portavoz oficial de la Superintendencia de Bancos e Instituciones Financieras (SBIF) -organismo dependiente del Ministerio de Hacienda que se encarga de la supervisión del sistema financiero chileno-, explicó ayer que “todavía es pronto para concretar, dependerá de la acogida que tenga el proyecto de La Caixa, que hoy por hoy no conocemos con detalles, entre el Gobierno y la sociedad civil chilena“. Además del presidente Lagos, la cúpula directiva de la caja tiene previsto entrevistarse entre hoy y mañana con varias personalidades y empresarios chilenos.

 

Nueva competencia

 

La idea de La Caixa es exportar el modelo español de cajas de ahorro; esto es, que la nueva institución esté abierta a todas las fuerzas vivas del país, por lo que buscaría sus socios entre universidades, organismos empresariales, sindicatos o colegios profesionales. Un buen socio podría ser la Municipalidad (lo que en España equivale a un ayuntamiento) de Santiago de Chile, según explica el presidente de la La Caixa, Ricard Fornesa, en una entrevista concedida al diario chileno El Mercurio.

 

En dos argumentos va a apoyarse La Caixa para persuadir a la sociedad civil chilena. El primero es abrir el sistema financiero chileno a los sectores más modestos. Según Fornesa, “un modelo como éste [cajas de ahorro] puede dar resultado. En España funcionó en un momento económico y social similar al que ahora vive Chile, y pensamos que resultará atractiva la oferta que ofrece una caja de ahorros“. Y añade: “Cumpliría una función similar a la que realiza actualmente el Banco Estado en Chile, pero con unos criterios de gestión diferentes porque se trataría de una administración privada“.

 

El segundo será recordar que La Caixa es el tercer inversor español en Latinoamérica a través de sus participaciones en Gas Natural, Agbar, Abertis, Repsol YPF, Endesa y Telefónica, que suman un total de 10.200 millones de dólares, de los cuales un poco más de 1.000 corresponden a Chile.

 

Los dos grandes bancos españoles mantienen con éxito sus posiciones en Chile. BBVA Chile desarrolla la actividad de banca, gestora de pensiones y compañía de seguros a través de 308 oficinas. La entidad es la cuarta del mercado por créditos (controla el 7,2%) y por depósitos (agrupa el 3,9% del total del mercado). Si el BBVA está volcado en la gestión de fondo de pensiones, el Grupo Santander lo hace en banca comercial. La entidad dispone de 370 oficinas en Chile y es el líder del sistema financiero, tanto por volúmenes de negocio como por resultados.

 

El grupo bancario de La Caixa está constituido (además de sus participaciones en Deutsche Bank o Banco Itau) por los andorranos Crèdit Andorrà (46,3%) y CaixaBank (100%), CaixaBank France (100%), la monegasca Société Monégasque de Banque Privée (36,7%) y la suiza CaixaBank Banque Privée (100%).