Compartir

Si los drones no resultan ser lo suficientemente rápidos para realizar entregas en 30 minutos, Amazon está pensando en otra opción que implica impresoras 3D y un servicio de pedidos bajo demanda.

El gigante del comercio electrónico presentó varias patentes en Estados Unidos para desarrollar un sistema para imprimir productos bajo demanda a través de impresoras 3D instaladas en camiones repartidores, reportó el Wall Street Journal.

De acuerdo con las ilustraciones de la patente, el usuario podría pedir piezas de su auto para ser reemplazadas y continuar su viaje.

amazon-3d-printingn“Los retrasos entre la entrega, la orden y la compra del producto al cliente pueden reducir la satisfacción de éste y causar un efecto en las ganancias”, escribió Amazon en las solicitudes de patente.

Beneficios

Otro benefició que planteó Amazon es la reducción de espacio en sus almacenes, además de que podría ofrecer productos disponibles sin que estos necesariamente estén en su inventario.

Amazon ha prestado mayor atención en la velocidad en la que se entregan los productos a través de sistemas ‘prime’ que ofrecen entregas en dos días siguientes al pedido, además está construyendo varios centros de distribución.

Las patentes que se registran no siempre salen a la luz, sin embargo, de implementar este sistema, Amazon tendría una ventaja frente a sus competidores.

Fuente: elfinanciero.com.mx