Inicio Noticias La Banca Movil es Vital Para Ampliar La Cobertura Financiera

La Banca Movil es Vital Para Ampliar La Cobertura Financiera

Compartir

De acuerdo con datos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, existen 19 millones de personas en México con el potencial de integrarse al proceso de bancarización por medio de plataformas tecnológicas, como la telefonía celular que permitirá acercar servicios financieros a lugares remotos; por ello la empresa Praxis define 2012, como el año de la banca móvil.

Esta opción tecnológica representa una gran oportunidad para 75% de los mexicanos que no tienen acceso a una institución financiera, pero también para que los bancos crezcan sus servicios y ganen la confianza de sus clientes actuales, pues según datos de un estudio realizado por IBM conocer a los clientes y ofrecer servicios a la medida será la clave para que estos organismos aumenten su participación de mercado. En ese sentido, calcula que 16% de los mexicanos prefieren recibir asesoramiento en línea, de forma sencilla y buscan obtener información accesible con el fin de comparar productos.

Ante este panorama, la banca móvil parece ser una solución; los mayores retos a vencer son la desconfianza del usuario y el costo de estos servicios, pues por lo general se requiere una conexión móvil a internet para realizar transacciones electrónicas. Por ello, los operadores de telefonía ya están analizando opciones más económicas que les permita ganar este mercado, que de acuerdo con ABI Research, tiene un potencial de 8 mil millones de dólares.

En el país sólo cuatro instituciones bancarias ofrecen el servicio de banca móvil; sin embargo, de acuerdo con estimaciones de Gartner, el panorama cambiará rápidamente, ya que para 2012 las transferencias y pagos vía celular, serán la aplicación móvil más usada en el mundo sin excluir a países en vías de desarrollo que utilizarán esta estrategia para acercar servicios financieros a más personas.

A largo plazo, los beneficios son altos, pues se fomentará el ahorro y aumentará el acceso al crédito, mecanismo que permitirá darle estabilidad económica al país, además ayudará a combatir el lavado de dinero y detectar operaciones ilícitas.

Por ahora, los usuarios que están explorando este servicio realizan operaciones como compra de tiempo aire, traspasos en cuentas propias y pagos de servicios predefinidos como tarjetas de crédito.

Edmundo Robert, egresado de la carrera de Ingeniería en Sistemas Electrónicos del Tecnológico de Monterrey, con una maestría en Inteligencia Artificial de una universidad en Edimburgo, es director general de Praxis y uno de los fundadores responsables del crecimiento de esta empresa, que hoy tiene oficinas en Canadá, Estados Unidos y Panamá, y nos habla de los proyectos de Praxis.

Para Praxis todavía hay un enorme potencial, por lo que desarrolló un sistema que permite el envío de dinero mediante un mensaje corto de texto. Este sistema también será utilizado para avisar al usuario sobre sus movimientos bancarios, vencimiento de pagos y renovación de contratos; todo de forma segura, utilizando un mecanismo de autentificación que genera alertas o solicita autorizaciones para determinadas operaciones o transacciones.

La ventaja de esta tecnología es que no se requiere una conexión a internet, pues el usuario sólo tiene que dar de alta su celular en la sucursal y actualizar su SIM con la aplicación del banco para poder navegar en el menú; esta operación generalmente es cobrada como un mensaje SMS.

De hecho, se prevé que los bancos crearán un nuevo producto denominado “Cuentas Móviles”, enfocado a la prestación de estos servicios financieros.

Praxis es una empresa mexicana que inició sus operaciones en 1996 y hoy ofrece consultoría de TI, integración, solution center y servicios de desarrollo para industrias como bancos, seguros, minería, gobierno, petróleo y telecomunicaciones.

¿Cómo ha crecido Praxis?

Tenemos 15 años de “estarle pedaleando”, normalmente, para empresas grandes. Empezamos a trabajar con ellas conociendo su cultura para saber cómo les puedes vender sistemas que apoyen a su operación, anclándonos en muchos temas que tienen que ver con cuestiones de calidad y de tecnología de punta. Siento que estamos empezando a cosechar los frutos por la credibilidad que fue adquiriendo la empresa con el tiempo.

Somos cerca de 500 personas los que laboramos, cada quien en un ámbito de especialidad. Los que se fueron al extranjero a Estados Unidos y tenemos proyectos en toda Latinoamérica, pero este año queremos posicionarnos en España o Argentina con todo y crisis porque nuestra mira es a largo plazo.

¿Qué nivel tiene México respecto tecnología?

En México si hay una cosquillita por hacer tecnología de punta, tal vez no con la difusión o con el impacto masivo que a todos los que nos gusta la tecnología quisiéramos ver cuando tienes siempre como punto de comparación a Estados Unidos, sin embargo yo siento que en las grandes urbes, donde se toman las decisiones importantes, el acercamiento a la tecnología es muy bueno.

¿Qué plataforma de la empresa Praxis ya es un éxito?

Nos hemos metido mucho a temas de tecnología, le estamos apostando desde hace varios años a todo el tema de pagos interbancarios, tenemos un producto que se llama SPEI, que es con el que se hacen los depósitos interbancarios y se conecta con el Banco de México. Con este producto llevamos cerca de siete años trabajando y tenemos ya una presencia importante en el medio financiero y hemos visto como el volumen va creciendo cada vez más, eso quiere decir que cada vez más gente entiende el valor de mover dinero en línea de un banco a otro, ya se mueven cientos de miles de transacciones, pero en la mira del Banco de México es mover millones de un banco a otro, si llevas eso a telefonía puedes crecer a niveles insospechados.

¿Han detectado algún fraude electrónico usando el SPEI?

No, para nada, se encriptan los datos, todas las transferencias interbancarias van por red privada a la cual no tiene acceso el público en general, entonces aunque tú haces la transacción por internet una vez que llega al banco y de ahí al resto del sistema financiero es por una red privada y la última milla es otra vez por internet, pero de manera directa con el banco donde tienes tus claves y todo lo manejas con orden y no debe haber ningún tipo de problema.

¿En este momento a qué tecnología le están poniendo mayor interés?

En lo que tiene que ver con la parte de móviles estamos haciendo una inversión importante, lo que tiene que ver con transferencias interbancarias, pagos o banca móvil, utilizando el celular como medio fundamental, por lo que hemos creado varias tecnologías que esperamos posicionar en el mercado con otros actores, porque también hay que aprender a jugar en equipo.

¿Cómo esperan que evolucione la banca móvil en el país?

La tarjeta de débito para mí es algo muy significativo, cuando empieza las mismas empresas grandes tenían una resistencia al cambio y posteriormente se adopta como medio de pago y hoy en todas las empresas con estructura formal, es el medio de pago principal; el uso de los cajeros automáticos es otro ejemplo, personas mayores ya le entran al tema del cajero y de los celulares; esos cambios nos toca verlos y creo que estamos en un punto donde puede evolucionar aún más rápido, ahí siento que empresas como Praxis tienen una oportunidad importante para acompañar la implantación tecnológica, porque el mercado es tan grande que da para todos, empresas internacionales y nacionales haciendo distintos tipos de tecnología.

¿Cómo esperan que se logre aumentar la bancarización con este sistema?

Definitivamente es cuestión de seguir trabajando, no hay forma de que México se bancarice si los actores, la sociedad, gobierno, empresas financieras, de informática y tecnología no hacemos lo necesario, nos toca poner nuestro granito de arena para que eso suceda, con mejores aplicaciones, más sencillas de usar, tecnología de punta aprovechando la infraestructura existente, por eso si hay 70 millones de mexicanos que tienen un teléfono celular, pues puedes acercarles tecnología bancaria a lo mejor de manera mucho más fácil que por un cajero. Ahora imagina que tienes 70 millones de minicajeros, es cuestión de ir educando al público en la forma de usar los implementos.

¿Considera que los mexicanos estás listos para usar estas aplicaciones?

Yo siento que el mexicano en general si tiene un gusto por la tecnología cuando ésta le es económicamente asequible y fácil de utilizar. Si cumples esas dos características, sobretodo para los jóvenes de menos de 30 años para quienes —al menos en las ciudades grandes—, la tecnología es parte de su vida cotidiana, la adopción tecnológica será mucho más sencilla.

¿El usuario siente desconfianza en la utilización de esos servicios?

Siempre va a existir el temor del usuario por ser víctima de algún tipo de fraude o abuso, pero nos queda a todos los actores mandar mensajes sobre la confiabilidad de la tecnología y hacerla confiable y eso requiere de un trabajo técnico importante; la tecnología está ahí y si se maneja con responsabilidad tiene que bajar de manera correcta con el usuario final y entonces la incidencia de fraudes debe ser mínima.

¿Cuáles son las expectativas que tienen para el modelo de adopción?

Como toda la tecnología nueva, según Gartner, hay una curva de adopción, primero viene un entusiasmo desorbitado, se dice que esa tecnología va a solucionar todos los problemas; después cuando no satisface la expectativa inicial cae a niveles de decepción total y, posteriormente, si la tecnología tiene alguna utilidad real se va estabilizar. En el caso de la banca móvil estamos entre la punta de la cresta o cerca de llegar a la decepción acelerada, pero no tengo ninguna duda de que en cinco o diez años, la banca móvil va a ser una realidad, ahora tenemos que esperar a que los actores terminen sus apuestas para ver cómo se va implementando en la vida práctica.

¿Cuáles son los retos para hacer que esta tecnología sea masiva?

Una de las barreras importantes para que esta tecnología baje es el costo de internet por celular que ahorita es muy caro, pero si eso lo vamos superando, definitivamente se va a ir abriendo el mercado. Por eso estamos aprovechando más la parte del SMS que ya está estandarizado, todo el mundo lo conoce y el costo por transacción puede ser un poco más económico, estamos evaluando las dos plataformas, internet y SMS y, en realidad, la tecnología debe ser totalmente transparente para que garantice que la transacción se va hacer de forma segura y en tiempo.

¿Por ahora qué están haciendo los usuarios con la banca móvil?

Están comprando tiempo aire, aunque es un poco redundante, sería más interesante si pudieras comprar otro tipo de cosas y evidentemente el consultar saldos, pero tenemos varias propuestas con algunas casas de bolsa para que no tengas que hacer más de 70 clicks para hacer una compra en bolsa de valores, dirigido al segmento alto de los ejecutivos, que con su propio teléfono que esté autentificado den su password y clave, y con tres o cuatro clicks pueden colocar su dinero en bolsa.

¿Cuáles son los riesgos de tener esta información en el celular?

Si se te pierde el celular es como si se te pierde la cartera, depende de que tan abierta sea la aplicación permitirá a quien la encuentra gastarse el monedero; hay un tema de decisión de cada usuario. Por ahora la tecnología puede dar entrada a transacciones moderadas, hay no menos de 15 esquemas distintos para hacer transacciones vía celular y todas pueden ser exitosas y coexistir en la medida que el cliente entienda con cuál paga las tortillas y con cuál el metrobús, como funciona hoy tu cartera, pero no se si alguien quiera hacer operaciones millonarias por el celular.

¿Cuál es la importancia de la regulación para crecer el uso de tecnología?

Mientras más regulado pero menos burocratizado va a funcionar mejor; el problema de la regulación es que va asociada con muchos trámites, ahí es donde las autoridades tienen que jugar de forma muy inteligente para que cada paso que den sea para la simplificación, porque uno de los problemas de seguridad es porque no puedes identificar quién está del otro lado de la línea, quién tiene el dinero de origen, quién el de destino.

Fuente: eluniversal.com.mx