Inicio Innovaciones 5 lecciones que las startups pueden aprender del taquillazo de los 90...

5 lecciones que las startups pueden aprender del taquillazo de los 90 “Parque Jurásico”

Compartir

En 1993, el año en que aterrizó en los cines, Parque Jurásico se las ingenió para recaudar la friolera de mil millones de dólares en todo el mundo.

Sus magníficos efectos especiales, ensamblados en una historia más que convincente, dejaron literalmente con boca abierta a medio planeta.

Parque Jurásico fue un auténtico milagro en los años 90. A ese mismo milagro aspira también la cuarta película de la saga, Jurassic World, que debutó el pasado viernes en las salas del cine.

Parece que no, pero en las entrañas de Parque Jurásico hay agazapadas un buen puñado de lecciones para startups con hambre de éxito. YSF Magazine repasa a continuación las más importantes:

1. Tenga cuidado con los dinosuarios “raptores”
Los fieros y peligrosísimos dinosaurios “raptores” que campan a sus anchas en Parque Jurásico son los equivalentes a los trols que tanto se prodigan en la actualidad en los social media. Por eso, en un era dominada por la Web 2.0, es imprescindible que las startups no pierdan de vista las menciones a su marca en las redes sociales para detectar cualquier actividad sospechosa. A la hora de responder a un trol hay que pertrecharse, eso sí, de una estrategia adecuada. Debemos responder a sus ataques con tacto y de manera cautela. Es importante no ponerse al mismo nivel que los trols.

2. Encuentre los empleados adecuados
Si John Hammond, el cerebro de Parque Jurásico, hubiera tenido mejor ojo eligiendo a su staff, podría haber evitado muchos problemas. En el universo de las startups es imprescindible buscar empleados leales y orientados a la consecución de los objetivos de la compañía. A la hora de contratar a un trabajador no hay fijarse única y exclusivamente en sus conocimientos técnicos. Es vital asimismo detener la mirada sobre su adecuación a la cultura de la compañía. La clave está en evitar a toda costa los empleados corruptos para evitar la “extinción” de la startup.

3. Líbrese de sus hábitos “jurásicos”
Los cambios positivos son siempre buenos, incluso si ello significa dar un puntapié a las cosas que siempre se han hecho de una determinada manera. Para sacar adelante una startup hay que enarbolar la bandera de la innovación y no ser un “dinosaurio”.

4. Prepárese para un ataque inminente
Tarde o temprano su startup se enfrentará a una crisis y deberá estar preparado para afrontarla. Anticípese a los problemas y diseñe un plan para plantar cara a las crisis provocadas por sanguinarios depredadores.

5. Evite a toda costa la extinción
Como bien explica Hammond en la película, “todos los grandes parques temáticos sufren retrasos. Cuando Disneyland abrió sus puertas en 1956 nada funcionaba”. ¿La conclusión? Que por muchos obstáculos con los que se tope en el camino, no debe tirar nunca la toalla. Recuerde que el inventor Thomas Edison realizó miles de intentos defectuosos antes de inventar la bombilla.