Inicio Entrevistas Las cuentas simplificadas, prepagadas y la banca móvil, son claves para la...

Las cuentas simplificadas, prepagadas y la banca móvil, son claves para la inclusión financiera en Colombia

Compartir

En Latinoamérica, entre 30% y 40% de la población de cada país no tiene acceso a los servicios financieros, una situación clave para mejorar, es la innovación en los productos.

En una entrevista, Gilberto Caldart, presidente de Mastercard para América Latina y el Caribe, asegura que esas soluciones, que por lo general necesitan menores trámites, ya se están ofreciendo, por lo que solo falta que los bancos impulsen su uso.

-¿Cómo está Latinoamérica en inclusión financiera?

Hay 2.500 millones de personas en el mundo que no tienen acceso a servicios financieros de calidad y Latinoamérica no es diferente. Muchos países tienen entre 30% y 40% de la población excluida y por eso, tenemos mucho que hacer.

Un ejemplo es el bajo uso de medios electrónicos de pago, 80% o 85% de las transacciones se hacen con efectivo y en Colombia, solo 10% del consumo de las familias es con tarjeta, y esa preferencia por el efectivo es porque no se tienen los instrumentos, ya sea de pago o de aceptación, para avanzar en bancarización. Hay una oportunidad muy grande y tenemos que trabajar más rápido en la inclusión financiera.

-¿En qué consiste el acuerdo que firmaron con el BID?

Es un acuerdo a largo plazo y nuestro objetivo es promocionar la formalización económica de Latinoamérica y la utilización de medios electrónicos de pago, lo que supone a su vez una mayor transparencia. Un punto fundamental es avanzar para que los pagos de los gobiernos sean electrónicos. Así, hay una identificación clara de dónde van los recursos, lo que impulsará también la inclusión financiera.

-¿Se han marcado alguna expectativa a la que quiere llegar?

No hemos apuntado a una cifra concreta porque hasta ahora estamos formalizando el acuerdo, pero queremos demostrar que podemos aportar grandes beneficios. En lo que sí hemos trabajado es en otros proyectos como el de Sudáfrica, en el que conseguimos incluir a 10 o 12 millones de personas prácticamente de la noche a la mañana, haciendo que los gobiernos hagan pagos en las cuentas.

-¿Es tan grande el beneficio que supondría aumentar los pagos electrónicos en la región?

Sin duda es fundamental. Cuanto más se formaliza una economía, es más probable la inclusión financiera. Así, más personas están en el sistema oficial y eso supone una mayor capacidad de los gobiernos para recaudar impuestos y la propagación de productos financieros, es más sencilla. Estos comportamientos tienen un impacto muy importante en el crecimiento del PIB y en Latinoamérica vemos que hay un espacio muy grande para la promoción de los medios electrónicos de pago, por lo que su mayor uso, sería una gran noticia para las economías latinoamericanas.

-¿Qué tipo de productos falta que ofrezcan los bancos para ampliar el acceso?

El mejor ejemplo son las cuentas prepagadas y simplificadas, así como el pago por celular, ya que el acceso a esos servicios financieros se da de forma más simple. Muchas veces las personas sienten miedo de relacionarse con instituciones financieras simplemente por los altos requerimientos y por eso se necesitan nuevos instrumentos de pago que sirvan para sus necesidades. En este sentido, estos ejemplos son clave y ya se están ofreciendo. Además, hay que destacar la importancia de que las empresas y los gobiernos paguen directamente a las tarjetas, eso ampliará las operaciones electrónicas.

-¿Cuándo cree que se impulsará el uso de las tarjetas de débito a través de internet?

Esto es un tema importante para nosotros y por eso, hay muchos países de Latinoamérica que están desarrollando los mecanismos para que se pueda usar el débito en internet. Con todo esto, empezamos hace poco y ya trabajamos con los bancos de todos los países para hacer viables los pagos en el comercio electrónico.

Nosotros ya ofrecemos muchas soluciones para las entidades en este sentido, como por ejemplo las tarjetas virtuales, opciones con las que las personas no necesitan poner todo sus datos en la página web para hacer una transacción. Lo que falta que es los mismos bancos empiecen a implementar esos mecanismos.

-¿Es posible vulnerar la tecnología chip?

 El directivo de Mastercard fue enfático al afirmar que no. “El chip no es clonable, es completamente seguro y no tenemos conocimiento de que se haya vulnerado ese sistema. Lo que puede ocurrir es que se mantengan fraudes al clonar la banda magnética, un problema que está ligado a la aceptación de la tecnología chip. En países como Brasil, prácticamente 100% de tarjetas son con chip y por lo tanto, no hay fraude en el punto de venta, pero otros casos como Chile, donde se usa la banda, sí que se pueden presentar estos problemas”.

Fuente: La República