Inicio Destacados Transacciones digitales ganan la batalla frente al uso de efectivo

Transacciones digitales ganan la batalla frente al uso de efectivo

Por Vanessa Arenas

Las transacciones para retirar dinero en cajeros automáticos han dejado de crecer en los últimos cuatro años, de acuerdo al último informe de la Asociación de Bancos e Instituciones Financieras de Chile (ABIF).

Un poco más de 497 millones de transacciones en ATM se realizaron en 2015, mientras que hasta octubre del 2018 la cifra había aumentado a más de 560 millones de operaciones. Es decir, en cuatro años la cantidad de transacciones de retiro de dinero en efectivo a través de cajeros automáticos varió sólo por 63 millones de ejecuciones.

De acuerdo al informe, de un 26,7% de crecimiento de este tipo de operaciones para el 2015, cayó al 20,3% al 2018, lo que habla de un claro freno en cuanto al uso de efectivo como medio de pago.

Y mientras los pagos con dinero físico bajan, las transacciones digitales van en aumento. En el mismo período de cuatro años, las operaciones bancarias online se han duplicado pasando de 340 millones en 2015 a 606 millones hasta julio del 2018.

El último estudio de la ABIF también afirma que los usuarios de banca online se han duplicado en los últimos cinco años, dato que complementa la Superintendencia de Bancos e Instituciones Financieras (SBIF) al especificar que los clientes digitales en Chile superaron los 10 millones.

Medios de Pago

Los pagos digitales han crecido mucho y, al menos, le han sacado una buena tajada de ventaja a las transacciones en efectivo. Así lo afirma Roberto Opazo, CEO de Khipu, la plataforma de pagos online a través de transferencias y tarjetas de crédito o débito.

“Por ejemplo, el e-commerce en Chile el 2018 creció un 44%. Esto se debe principalmente a la creación de nuevas formas de relación con el usuario, como Cornershop, Uber, Glovo, Airbnb y otros negocios, que están transformando lo que antes era un comercio atomizado y con mucho efectivo, en un comercio moderno, basado en el uso de plataformas”, detalla Opazo.

Las nuevas tecnologías como Cloud Computing, Big Data, Inteligencia Artificial, Blockchain, entre otras, han modificado los ecosistemas digitales, la forma en la que los clientes quieren ser atendidos y, además, han propiciado la creación de empresas Fintech que han ofrecido nuevas soluciones no sólo a la banca sino a los usuarios finales.

Frente a este escenario, Opazo señala que estas nuevas plataformas están ayudando a que pequeños empresarios o trabajadores de tiempo parcial usen pagos electrónicos. “La evolución de los medios de pago depende de los cambios culturales que introducen nuevas prácticas de comercio y, sin embargo, estos cambios también requieren de medios de pago que los permitan. Todos crecemos juntos. En Khipu hemos visto como personas que solían pagar sus tarjetas de crédito en efectivo, en cajas de tiendas comerciales, ahora usan una app para pagar sus tarjetas. Esto mueve muchos millones de dólares al mes”.

Ciberseguridad

Digital Bank Latam realizó un sondeo en la que participaron 250 representantes de instituciones financieras de Latinoamérica. El 29,6% de ellas respondió que el mayor desafío para la banca de cara a los próximos años es la ciberseguridad.

La regulación de las Fintech y nuevos medios de pago es la segunda opción que preocupa a las organizaciones pertenecientes a la banca, retail, marketing, tecnología e informática que participaron en el sondeo. Diversificación, tecnología y competencia fueron las otras opciones que se trataron.

En este punto coincide la ABIF, sosteniendo que la seguridad es un constante desafío, en el cual ya están poniendo todos sus esfuerzos los principales bancos y entidades financieras de la región. Tal es el caso del Banco de Chile, que después de perder US$10 millones de dólares tras un ataque cibernético, decidió construir un Centro de Ciberseguridad en su casa matriz.

¿Cómo blindarse ante los constantes ciberataques que han desencadenado perdidas millonarias para clientes y empresas? Roberto Opazo indica que a medida que han aumentado estos ataques también se han desarrollado sistemas de protección y compensación a los usuarios.

“No se puede decir que pagar electrónicamente sea peligroso. Avanzará la eterna lucha entre delincuentes con formación técnica y quienes proponen nuevas medidas de seguridad. Blockchain es una forma de operar mucho más segura que los modelos que concentran las transacciones en servidores de empresas que inventan en forma cerrada sus modelos de operación, sistemas de seguridad y formas de demostrar lo que ha ocurrido. Quiero creer que Chile estará entre los países pioneros en los que el Banco Central emite una criptomoneda oficial, asegurada con Blockchain”, opina el empresario.